La nueva ley promete poner fin a los abusos hipotecarios

El Gobierno comienza a modificar la Ley Hipotecaria para, poco a poco, favorecer el lado del ciudadano en la balanza. Tras años de repetidos avisos por parte del Tribunal de Justicia de la Unión Europea por los escándalos y las condiciones abusivas de los créditos hipotecarios, el Gobierno toma nota y saca adelante una novedosa reforma de la Ley de Crédito Hipotecario.

El Proyecto de reforma de Ley de Crédito Hipotecario

El pasado viernes, el Gabinete del Ministerio de Economía de la mano de Luis de Guindos, aprobó en el consejo de ministros el Proyecto de reforma de Ley de Crédito Hipotecario, donde entre otras mejoras; se suavizan las condiciones para la ejecución de los desahucios, se aporta transparencia en el contrato entre la entidad y el contrayente y se prohibirá a los bancos bonificar a los trabajadores según el número de hipotecas concedidas, por ejemplo.

Este nuevo proyecto de reforma de ley cuenta con un amplio consenso político: Ciudadanos, Coalición Canaria y PNV, es decir: suficientes para ratificarla en Las Cortes, aunque sin el apoyo del PSOE a bordo. Pedro Saura, del PSOE argumenta su desvinculación del proyecto: “A nuestro partido no le gusta que deje mucha discrecionalidad a manos del Ministerio, que sea desequilibrada a favor de los bancos y que no se plantee la dación en pago o un límite al préstamo que se concede en función del valor de la vivienda”.

Aunque tarde- debería haberse aprobado en marzo de 2016– esta Ley promete modificar el paisaje hipotecario. ”Se ha retrasado por la situación del Gobierno en funciones del año pasado y por las tensiones con Cataluña” ha explicado el ministro de Economía, Industria y Competitividad, Luis de Guindos.

Principales reformas de la nueva ley hipotecaria

Esta nueva reforma incluye mejoras en los siguientes puntos:

+1 Desahucios

Hasta ahora, el banco tenía tres impagos para iniciar el proceso de ejecución de la vivienda, ahora, se aumenta el techo de impago hasta las nueve cuotas o un 2% del crédito. En la segunda mitad, el impago podrá ascender a doce cuotas mensuales o el 4% del dinero concedido. En los primeros borradores, las condiciones eran más favorables para el usuario y podían llegar hasta un impago del 5% del préstamo. Se trata de una concesión a los bancos que el Ministerio de Economía justifica porque también es necesario fomentar una cultura del pago.

+2 Los intereses de demora

  Los recargos por pagar fuera de plazo tendrán un tope del 9%  si se atiende al tipo fijado en los Presupuestos de 2017.

+3 Comisiones de amortización anticipada

Se produce un abaratamiento de las mismas, consiguiendo incluso eliminarlas a partir de los tres o cinco años de vigencia del contrato. Si es a cinco años, el cliente tendrá que abonar un 0,25% del capital anticipado. Si es a tres, la comisión será del 0,5%.

En la actualidad, estos porcentajes son del 0,50% de lo amortizado anticipadamente, si esta se produce dentro de los cinco primeros años de vida del contrato, o del 0,25% si se produce en un momento posterior.

+4 Préstamos a tipo fijo

Los porcentajes máximos que establece el proyecto serán del 4% de la cuantía anticipada si esta se devuelve en los 10 primeros años, y del 3% si se hace el desembolso anticipado más adelante. Y es que, en la actualidad no existe límite legal alguno para los préstamos a tipo fijo. Cabe destacar que esta reforma no tiene carácter retroactivo. Además, la nueva ley también facilitará el cambio de una hipoteca variable a otra fija.

+ 5 Mayor transparencia  

El Gobierno obligará a que los hipotecados firmen ante notario que entienden los riesgos y condiciones del crédito. Además, existirá una ficha normalizada con las características del contrato de las advertencias de las cláusulas más sensibles u opacas para el consumidor tales como:

-Cláusulas suelo.

-Las condiciones de amortización anticipadas.

-El detalle de los gastos previos.

-Funcionamiento de las multidivisas.

-El reparto de los gastos de la hipoteca entre el banco y el prestatario.

Tal y como aclara Luis de Guindos : “Habrá un contrato estándar –voluntario por parte del banco- para que no se generen dudas en el consumidor”. Los notarios tendrán un papel importante en la reforma ya que es su responsabilidad prohibir cualquier contrato que tenga cláusulas abusivas.

+6 Prohibición de la venta de productos vinculados a la hipoteca

La entidad, por ley, tendrá que presentar dos presupuestos: uno sin productos asociados y otro con ellos, incluyendo de forma explícita sus costes.

+7 Bonos por hipotecas concedidas

El Gobierno prohibirá que las entidades retribuyan a sus trabajadores en función del número de hipotecas concedidas.

+8 Cambio de Divisa Tras los escándalos judiciales relacionados con las hipotecas multidivisa, los consumidores podrán cambiar la divisa a euros en cualquier momento.

+9 Autónomos:  Esta nueva legislación también se aplica a los autónomos.

¿Cuál es la posición de la banca en esta reforma?

La banca ha sido, con la permisividad del Gobierno, el catalizador de las hipotecas abusivas. Por su parte, tras la reforma inicial a principios de año, ha conseguido disminuir el porcentaje para la ejecución de una hipoteca, con lo que mantiene una posición de protección ante los impagos. Por otro lado, la banca española se ha manifestado en contra de estas reformas que favorecen al ciudadano, alegando que encarecerán las hipotecas.

¿Qué opinas sobre esta nueva reforma?

¿Crees que es suficiente para regular las hipotecas abusivas?

¡Esperamos tu opinión!

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePrint this page

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

uno × cuatro =